Aceite Esencial Árbol del Té Ecológico

Aceite del arbol del te dos formatosAceite Esencial Árbol del Té Ecológico de Kimera Biocosmetics

Ingredientes: Melaleuca alternifolia leaf oil*, Limonene**, Linalool**. *Ingrediente ecológico. **Componentes naturales de los aceites esenciales.

Propiedades: Indicado en casos de infecciones por hongos o bacterianas; hongos en las uñas, pie de atleta, verrugas. Para el tratamiento del acné. Prevención y tratamiento de infestaciones por piojos.

Presentaciónes:
Cuentagotas 15 ml.  VER PRODUCTO
Roll-on  10ml.   VER PRODUCTO

El Aceite esencial árbol del té se obtiene de la destilación por vapor de las hojas del árbol Melaleuca Alternifolia (originario de Australia). La utilización del Árbol del Té como remedio por parte de los aborígenes australianos se remonta a miles de años. Sobre todo utilizaban las hojas para tratar heridas, quemaduras, picaduras de insectos e infecciones de la piel. El primer estudio de tipo científico sobre las propiedades del Árbol del Té data de 1925, y en él ya se constatan sus propiedades antisépticas y antibacterianas, además de una importante acción antimicótica. En el año 1949 es reconocido oficialmente por el Departamento de Sanidad Australiano.

El Aceite esencial Árbol del Té Ecológico de KIMERA BIOCOSMETICS es producido en Australia en plantaciones de cultivo ecológico.

NUESTRO ENVASE: CRISTAL VIOLETA MIRON®, CLAVE DE CONSERVACIÓN Y CALIDAD
La calidad de un producto depende en muchas ocasiones de la calidad del envase. Los envases utilizados en los aceites esenciales de Kimera Biocosmetics se caracterizan por su excelente calidad y ofrecen la mejor protección de sus productos frente a los efectos negativos de la luz. El CRISTAL VIOLETA MIRON® prolonga el tiempo de conservación y la eficacia de los aceites esenciales. Este material especial bloquea todo el espectro de luz visible, excepto la luz ultravioleta. Además, permite el paso de cierta cantidad de radiación UV-A e infrarroja. Esta exclusiva combinación garantiza la mejor protección contra el proceso de envejecimiento que provoca la luz visible y permite prolongar la conservación y la eficacia de nuestros aceites esenciales. *Las cualidades del CRISTAL VIOLETA MIRON® han sido textadas en numerosos esperimentos microbiológicos. A la derecha, un ejemplo gráfico de conservación de un tomate cherry tras 7 meses dentro de dos tipos de envases, uno de cristal convencional y otro de nuestro cristal violeta.

Los Aceites Esenciales se añaden a todo tipo de preparados cosméticos combinados con otros aceites vegetales y activos cosméticos. Además de su acción como perfumantes, hay que tener en consideración sus propiedades saludables. No deben confundirse con los aceites vegetales que hemos detallado anteriormente, aunque estos aceites esenciales sean vegetales por supuesto. Los métodos de obtención de un aceite esencial son fundamentalmente dos:

• Destilación por arrastre de vapor de agua: al calentar el agua en el destilador se genera vapor que circula a través del ingrediente vegetal. El calor del vapor obliga a las diminutas cavidades intercelulares a abrirse y desprender su contenido de esencia.
• Presión en frío: este método de extracción se utiliza en el caso de los frutos de los cítricos para extraer la esencia que contiene la piel. Se raspa la piel del cítrico o se perforan las cavidades que contienen la esencia y posteriormente se ejerce presión para exprimirla. Es muy importante que los cítricos sean ecológicos, ya que los residuos químicos, ceras y pesticidas residen sobre todo en la piel y se extraen al mismo tiempo.

CLAVES DE CALIDAD EN UN ACEITE ESENCIAL
Diferentes factores pueden influir en la calidad de un aceite esencial:
• Origen geográfico.
• Modo de cultivo y de cosecha: un aceite esencial de plantas silvestres o de agricultura ecológica siempre es la mejor elección antes que un aceite esencial de agricultura convencional.
• Estado de desarrollo botánico en el momento de la recolección.
• Órgano destilado.
• Modo de extracción.
Es muy importante tener en cuenta el quimiotipo de los aceites esenciales, cuando existe. Para conocer la composición de un aceite esencial es imprescindible realizar un análisis químico llamado cromatografía. Mediante el resultado de esta técnica conocemos el quimiotipo del aceite esencial, o sea la molécula que existe en mayor proporción.

Post a Comment